Quiche de espinacas

La quiche es una receta muy versátil, ya que admite rellenarla con infinidad de ingredientes. En casa, la que más triunfa es la de espinacas, así que vamos a compartirla!

Antes de empezar, comentaros que tenéis dos opciones: hacerla con base de masa quebrada o, directamente, sin base (en este caso sería una receta sin gluten y baja en hidratos).

Ingredientes para la masa:

  • 300 g de harina integral de espelta
  • 130 g de mantequilla ecológica
  • 70-80 g de agua
  • 1 cucharadita de levadura en polvo
  • 1 cucharadita de panela
  • 1 cucharadita de sal

 

Para el relleno:

  • 2 cebollas cortadas en juliana
  • 400 g de espinacas
  • queso roquefort o de cabra
  • 200 g nata líquida
  • una pizca de sal marina, nuez moscada y pimienta recién molida
  • aceite de oliva virgen extra

 

Elaboración:

Prepara la masa

  1. Precalienta el horno a 180ºC
  2. Hacer un volcán con la harina y añadir la mantequilla cortada a dados, la levadura, la sal y el azúcar. Mezclar con las manos hasta que no se noten los trozos de mantequilla. Añadir el agua poco a poco hasta que tengamos una masa homogénea.
  3. Extender la masa sobre un molde redondo. Pinchar con un tenedor y hornear durante unos 10 minutos.

Prepara el relleno

  1. Pochar la cebolla en una sartén grande, con un chorrito de aceite y una pizca de sal, hasta que quede bien blanda.
  2. Añadir las espinacas y escaldar unos 3 minutos.
  3. Incorporar la nata, pimienta y nuez moscada y cocer todo junto durante unos 2 minutos. Rectificar el punto de sal. Reservar en un bol.
  4. Cuando se enfríe un poco la mezcla anterior, añadir los huevos batidos.
  5. Incorporar el relleno encima de la masa o, si lo preferís, directamente en un molde para hacerlo sin base.
  6. Hornear unos 50 minutos a 160ºC.
Sin comentarios

Deja un comentario