Brownie de boniato con coulis de mandarina especiado

El otoño sabe a brownie de boniato con coulis de mandarina.

Una nueva estación se ha instalado en nuestras vidas y  a pesar del “apocalipsis pandemial” que nos rodea, y de esta nueva realidad más coartada que nos está tocando vivir, los frutos del otoño siguen llenando nuestros mercados y despensas, ajenos a nuestras pequeñas grandes crisis humanas. La naturaleza, manda, aunque prefiramos creernos los amos del universo, y nos agasaja cada estación con aquello que necesitamos para afrontar la vida.

Para recordárnoslo, hoy dedicamos esta receta al boniato, un tubérculo-maravilla cargadito de nutrientes para comernos el otoño con plena energía: Rico en betacarotenos, provitamina A, es alimento para la piel y para nuestro sistema inmune. Rico en pectinas, una tipo de fibra que nos ayuda a mantener el colesterol a raya favoreciendo nuestra salud cardiovascular. Es también un gran detoxificante hepático gracias a su contenido en metionina. En fin, que merece una infografía en su honor que prometo prepararos muy pronto.

Riquísimo asado, hervido, al vapor y cómo no, protagonizando recetas dulces como la que os propongo hoy con es brownie de boniato, sano sanísimo. Así que vamos al lío con la receta:

BROWNIE DE BONIATO CON COULIS DE MANDARINA ESPECIADA

Ingredientes para el brownie:

  • 3 boniatos asados
  • 3/4 de tableta de chocolate negro del 85%
  • 1 cdta de café de canela de Ceylan en polvo
  • 3 cucharadas de ghee ( o AOVE o aceite de coco virgen extra)
  • 3 huevos ecológicos
  • 3 dátiles medjoul
  • 1/2 taza de harina de almendra ( o de avena sin gluten o de coco)
  • 1 cu de semillas de lino molidas
  • Un puñadito de nueces

Ingredientes para el coulis:

  • zumo de 4 mandarinas
  • 1 pizca de vainilla
  • 1 pizca de cardamomo en polvo
  • 1 cdta de café de miel (opcional)
  • 1 cucharada de kudzu

 

Elaboración del brownie:

  1. Coloca el chocolate junto a una cucharada de aceite de coco o ghee al baño maria. Remueve hasta que se deshaga.
  2. Añade todos los ingredientes menos las nueces,  al amasador y mezcla bien.
  3. Dispón la masa sobre una bandeja de horno, previamente engrasada con aceite de coco o ghee.
  4. Espolvorea con nueces crudas.
  5. Hornea a 175º durante 20 minutos.

 

Elaboración del coulis:

  1. Disuelve el kudzu en el zumo de mandarina hasta que quede bien integrado.
  2. Añade el zumo, las especias y la miel en un cazo y cocina a fuego lento unos 5 minutos, sin dejar de remover hasta que reduzca y espese ligeramente.
  3. Deja enfriar y consérvalo refrigerado hasta el momento de su consumo.

 

Espero que disfrutes de esta receta cualquier tarde otoñal y que paladear esta delicia te robe una sonrisa. ¿A quién le amarga un dulce de vez en cuando, verdad?

Un abrazote fuerte y no dejes de cocinar tu salud, todos los días del calendario 🙂

Sin comentarios

Deja un comentario